miércoles, 27 de abril de 2011

Ni la Cultura está a salvo del politiqueo de los ni-nis

Tengo, desde hace días, una invitación al evento del año. Desgraciadamente, el documento es tan inservible como una antena parabólica en El barco y es que, el acto, que iba a celebrarse el próximo sábado, ha quedado suspendido, parece ser, porque el tiempo va a ser malo. Aclaro para los despistados: el pase de favor no era para la boda del niño de Lady Di. Era para la presentación del último libro de nuestro paisano Juan Prieto Gordillo, sobre la Historia de nuestra Castilleja de la Cuesta, tema este en el que, a este Señor, no hay quien le tosa porque es el que más sabe.
Que con una Casa de la Cultura que cuenta con espacios descubiertos y cubiertos, que disponiendo de otros lugares igualmente válidos como alternativa, se tenga que suspender algo por inclemencias meteorológicas, suena a broma. Máxime, teniendo la suerte de conocer con tanta antelación, el tiempo que vamos a tener. Porque convendrán conmigo, es una inmensa fortuna tener tan buena información. Ya quisieran haberla tenido, las Juntas de Gobierno de las Hermandades sevillanas. O eso o es que, definitivamente, quienes mandan en el Ayuntamiento, se han convencido de que los vecinos tenemos que ser idiotas perdidos. Porque no se cree ni el que asó la manteca que, el verdadero motivo que da lugar a la suspensión y aplazamiento, sea un motivo relacionado con el cambiante clima de esta época. Como si no pudiese hacerse en otro emplazamiento.
La realidad es que quieren hacer política con esto. La verdad es, que lo van a postergar para que quede lo más cerca posible del día de las Elecciones. Así arriman el ascua a su sardina. Así se presentan como los paladines de la Cultura local. Así pueden aprovechar para, con dinero público, hacer algo de propaganda de su partido, el PSOE. Como si no aprovechasen lo suficiente, los medios municipales, léase, Castilleja al mes; léase, página web de la Casa Grande de la Calle Convento. ¡Ventajistas!
Lo malo de este plan es, que con la Ley en la mano, este sarao puede ser considerado un acto de promoción ilegal. Y, creo, lo mismo esto no le gusta mucho ni a P.P., ni a I.U., ni a P.A. que ni tienen la posibilidad de tomar la palabra ese día, ni pueden vender su gestión aunque, llegados a este punto, justo sería decir que, para poner en el escaparate la misma, primero tendrían que haber hecho algo que no es el caso porque, en la magnífica Hacienda de la Calle Enmedio, Cultura, lo que se dice Cultura, hay poca, empezando por la Concejala que está al frente y terminando por el técnico que, ni viviendo dos vidas, se creerá la potra que ha tenido pues no valiendo ni para conserje, ha acabado mandando.
Bien mirado, es una lástima que nos hayan privado de semejante espectáculo. Nos hemos perdido la magnífica oratoria de nuestro sin par Manolo Benítez. Nos hemos perdido la comilona posterior. Nos hemos perdido el olor a Gotas de oro de las palmeras habituales. Nos hemos perdido el circo socialista en estado puro. Ciertamente, Juan Prieto, le ha tocado la lotería. Si la Junta electoral hace lo que tiene que hacer, los grandes protagonistas de ese día, serán quienes tienen que serlo: su libro y usted. Y yo estaré allí para dejarme las manos aplaudiendo, como merecen personas así. Aunque a muchos les fastidie mi presencia. Para eso, esa también es mi casa.